Skip to main content
Comparte esto con tus amigos:

¡Que no te pase! Aquí te decimos cómo descubrir que fuiste hackeado y cómo evitarlo. 🚫⚠️

La temporada de ofertas irresistibles continúa y algunas personas se dejan llevar por las increíbles promociones online sin la protección necesaria para navegar en internet. Introducir tus datos personales, bancarios y direcciones de envío puede convertirse en una oportunidad para que otras personas obtengan tu identidad o utilizar tu tarjeta de crédito al límite.

¿Cómo saber que fui hackeado?

  • Reconoces pequeñas transacciones en tu estado de cuenta, justo antes de una gran compra con tu tarjeta de crédito.
  • Te llegaron notificaciones sobre la apertura de una nueva cuenta de crédito a tu nombre.
  • Recibes llamadas sobre actualización de tus datos de cuenta que no provienen de tu banco.
  • No coinciden tus credenciales de inicio de sesión en los portales bancarios.
  • Recibes correos con información inusual sobre tus tarjetas o provienen de cuentas diferentes a tu banco

¿Cómo evitar ser hackeado o que suceda otra vez?

Para evitar ser hackeado o que vuelva a suceder, te contamos cómo cuidar tu identidad en línea y mejorar tus hábitos de navegación para tener una experiencia de compras online segura.

1 | ¿Dónde estás ingresando tus datos?

Recuerda verificar que el sitio web cuente con el protocolo de seguridad https y revisar las Políticas de Privacidad antes de ingresar tus datos. Asimismo, evita adquirir productos a través de sitios web que no cuentan con el candado verde en la barra de direcciones.

2 | ¡Ya no uses tus tarjetas en directo!

Los sistemas de pago indirecto permiten realizar transferencias para comprar en línea y protegen tus datos bancarios al mismo tiempo. Estas plataformas son más seguras que las tarjetas físicas y existen diversas alternativas como PayPal:

    • Apple Pay
    • Google Pay
    • Masterpass
    • Amazon Pay

3 | ¿Todavía usas tu cumpleaños como contraseña?

Algunas personas utilizan la misma contraseña para abrir sesión en diferentes plataformas, esto puede representar un punto de vulnerabilidad para ataques. Utiliza un administrador de contraseñas seguro y gratuito que te permita guardar contraseñas únicas para cada sitio web o aplicación. Estas herramientas identifican la plataforma y completan las credenciales correspondientes, por lo que no tendrás que preocuparte por recordar tus datos de inicio de sesión.

4 | Utiliza la seguridad biométrica de tus dispositivos

Además de contraseñas sólidas y largas, también se recomienda proteger tu smartphone y computadora (de ser posible) con datos biométricos o código de acceso seguro. Una huella o reconocimiento facial es más complicado de descifrar que la fecha de tu cumpleaños.

 

5 | Evita caer en técnicas de phishing

Al igual que un antivirus, puedes instalar o complementar tu protección online con un software de seguridad para aminorar el impacto de piratas informáticos. Estos servicios de seguridad te mantendrán a salvo de malware, adware y spyware.

6 | Utiliza un VPN

¿Qué es un VPN? Virtual Private Network te permite navegar en internet sin ser rastreado, ya que este servicio cubre tu dirección IP, en otras palabras no es posible determinar desde qué punto geográfico te estás conectando. Por lo tanto, podrás establecer una conexión segura incluso desde una red de Wi-Fi privada.

 

¿Llegaste al límite de crédito? Tips para comprar sin endeudarte en el proceso

 

Leave a Reply